¿Es la banca un sector prometedor?

14 abr. 2013

¿Es la banca un sector prometedor?

He terminado la carrera de Administración de Empresas y actualmente curso un máster en negocio bancario y sector financiero. Desde el principio he tenido interés por incorporarme al sector bancario, pero veo con preocupación las noticias del sector, con despidos anunciados de 50.000 empleados en los próximos años, alta morosidad, frenazo del crédito, etcétera. ¿Creen que es aconsejable centrarse en ese sector para iniciar una carrera, o hay actividades más prometedoras? J.F. Barcelona

RESPUESTA. Si usted se ha fijado un objetivo claro y definido después de haber hecho el análisis correspondiente, no se dé por vencido tan pronto. Si tiene un sueño, persígalo. Sea perseverante y desarrolle tolerancia a la frustración. Estas características son y van a ser muy útiles para enfrentarse a la actual y futura coyuntura.

Es cierto que el sector financiero en España ha vivido un crecimiento desordenado, impulsado por las circunstancias de una economía en expansión basada en un modelo productivo que requería un casi ilimitado flujo de crédito. Ahora las circunstancias son radicalmente diferentes, y el sector está en pleno proceso de saneamiento y consolidación, el cual dista de haber finalizado.

Todo lo anterior dará como consecuencia un sector mejor dimensionado, más eficiente y, esperemos, más riguroso en su orientación al cliente y al servicio, sin poner en riesgo su solvencia.

En este proceso van a existir dos protagonistas claros: tecnología y talento. En la medida en la que las empresas sepan alinearlos, darán unos resultados que superarán las expectativas fijadas de antemano. Respecto al talento, aparecerán necesidades y funciones que requerirán perfiles nuevos, y serán estos profesionales los que diferencien a las entidades mejores de las mediocres. Ahí es donde usted puede encontrar su oportunidad. Para ello, abra su mente y empiece a pensar de una forma diferente.

- Luis José Murillo, Director General de Odgers Berndtson España